12-15-2018 Giuliana Ippoliti

Historia de la Ley de Identidad de Género en Chile



En septiembre de 2018, la Comisión Mixta del Senado, aprobó la Ley de Identidad de Género en Chile. Gracias a esto, las personas mayores de 14 años podrán modificar su género en el Registro Civil, a través de un trámite administrativo. Esta legislación además establece, que los adolescentes de entre 14 y 18 años, podrán hacerlo siempre que cuenten con el consentimiento de sus representantes legales, y tengan la aprobación de un Tribunal de familia. Pero, ¿cómo comenzó todo?

En septiembre de 2018, el Congreso aprobó la Ley de Identidad de Género en Chile. Gracias a esto, las personas mayores de 18 años podrán modificar su nombre y sexo legal en el Registro Civil, a través de un trámite administrativo. Esta legislación además establece, que adolescentes de entre 14 y 18 años, podrán hacerlo siempre que cuenten con el consentimiento de sus representantes legales, y tengan la aprobación de un Tribunal de familia. Pero, ¿cómo comenzó todo?

Historia de la Ley de Identidad de Género en Chile

El 07 de mayo del año 2013, se ingresó por primera vez en el Senado, un proyecto de ley que buscaba “Reconocer y Proteger el Derecho a la Identidad de Género”; es decir, un borrador de la Ley que finalmente, cinco años después y tras varios debates y modificaciones, fue aprobada.

Michelle Bachelet, que entonces era presidenta de la República, incluyó la posibilidad de aprobación de la ley, en su programa de gobierno. La líder del país creía que se trataba de un asunto que promovería el desarrollo social de la nación, y que ayudaría a muchas personas. Pero en aquél entonces, aún quedaba mucho camino por recorrer.

El 10 de marzo de 2014, y por diversas dilataciones que se dieron, venció el primer plazo para presentar indicaciones. Y no fue sino hasta el año 2015 cuando el plazo venció. El 04 de noviembre de ese mismo año, la Comisión de Derechos Humanos, Nacionalidad y Ciudadanía del Senado, dio el visto bueno para la votación del mismo. Sin embargo, la senadora Jacqueline Van Rysselberghe (UDI), elevó una consulta al Tribunal Supremo para tratar algunos artículos que buscaban la patologización del proceso de reconocimiento del cambio de género.

Con el tiempo, diversas prorrogas, estudios, debates y ajustes que tenían que ver con la inclusión de menores de edad en el trámite, se establecieron los términos para que la ley fuera finalmente sometida a votación. En ese sentido, Bachelet dotó de «urgencia» la aprobación de la ley, semanas antes de que abandonara funciones como máxima mandataria del país, para dar paso al nuevo presidente electo, Sebastián Piñera.

La aprobación de la Ley

Con 95 votos a favor y 46 en contra, se aprobó la Ley de Identidad de Género. Era, la Centro-izquierda chilena la que buscaba impulsar el proyecto desde hace años, y fueron cuatro legisladores de centro-derecha, los que permitieron la victoria.

El Estado chileno ha acordado junto a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, la protección de las personas transgénero. Los resultados no se han hecho esperar, ya en el mes de noviembre de 2018, se permitirá por primera vez en la historia de Chile, que los estudiantes transgénero rindan la prueba de selección universitaria, usando su nombre social. En total, fueron 73 las personas que se registraron para usar este procedimiento. Esto, es un primer paso para el reconocimiento legal de la identidad social.

Lee más sobre la Ley de Identidad de Género en Chile.